lunes, 21 de septiembre de 2009

" ESOPO "


Probablemente esclavo, de origen frigio, la figura de Esopo está rodeada del mismo halo de misterio que la de la de ese otro escritor griego, creador de la épica clásica, Homero. Y, del mismo modo que sucede con Homero, existen investigaciones que niegan incluso la existencia real de Esopo.
Esopo, figura real o literaria, vivió en Grecia, en el siglo VI a. de C. Parece que pasó gran parte de su vida al servicio de un ciudadano de Samos y murió en Delfos, arrojado por un precipicio, víctima de una falsa acusación de robo sacrílego.
En reconocimiento a su obra el pueblo de Atenas encargó al escultor Lisipo un busto del poeta, que fue colocado en el ágora ateniense y hoy puede contemplarse en el Museo Albani de Roma.
El verdadero y más importante mérito de la fábula clásica griega es el haber supuesto el comienzo de una larga tradición, que se prolongaría hasta épocas recientes. Y a Esopo le corresponde, precisamente, el honor de haber sido, si no el creador, sí el cristalizador del género, que a partir de él posee ya un molde definitivo que todos los fabulistas posteriores adoptarán.
Las fábulas de Esopo son relatos breves, concisos, que pretenden, exponiendo la acción de unos personajes cuya conducta se valora, ofrecer una lección moral. Dicho de otro modo: las fábulas esópicas son la expresión de una máxima de conducta ejemplificada por medio de una breve historia.

FABULA LVIII

La mona y la zorra

Una mona pedía a una zorra, que puesto que tenía tan larga cola, le diese un poco de ella para cubrir sus nalgas. Tú ves, amiga , le decía, que tienes demasiado rabo; y que yo no tengo el que necesito.La zorra se echó a reir a carcajadas, y le dijo:Aunque tuviese cien veces más cola de la que tengo, y la arrastrase por el suelo entre espinas y lodos, quisiera más sufrir esta incomodidad que darte la cola que necesitas.

- Son muy pocos los que dan de lo que les sobra a los necesitados.

10 comentarios:

tag dijo...

!Que zorra mas mala!!
Las fabulas son muy didacticas,sobretodo en la infancia, te enseñan con moralejas y normalmente se quedan grabadas en la memoria para siempre.

Esopo, guauu, cuanto tiempo hacía que no le oía nombrar.
Gracias por esta fabula, que no es de las mas conocidas.

Un besito

norma dijo...

Sin duda Esopo es sinónimo de Fábula, desde chica aprendí eso en el colegio y no me lo olvidé jamás. Será porque me gustan los animales y sus fábulas están contadas con las voces de ellos que me llegaron más a esa edad. No así las moralejas que creo no entendería en ese momento. Y que eran una lección de moral.
Si me permitís quería contarte lo que leí en mi libro Las mejores Fábulas: "Esopo no sólo fue esclavo, sino el hombre más feo de su tiempo, su cabeza era puntiaguda, roma su nariz, cortísimo su cuello, prominentes sus labios,negro su color, de donde viene su nombre de Esopo, que equivale a etíope; era en fin, panzudo, zambo y jorobado..."
Bueno me entusiasmé, perdoná, te mando un abrazo.

Alfredo dijo...

Esopo demuestra claramente que con muy poco se pueden decir muchas cosas. Sus fábulas son maravillosas.

Saludos!!

Any dijo...

No conocía esta fábula. Cuantos hay como la zorra eh? En general los que comparten son los que menos tienen porque saben de sobra lo que es la necesidad. Que pena
un abrazo

Neogeminis dijo...

Sobreabundan esas zorras por aquí! jajaja

Muy observador don Esopo! jajaja


Saludos!

Natàlia Senmartí Tarragó dijo...

La antígua y sábia fábula de Esopo, un repertorio de agudas enseñanzas hasta hoy, y no sólo para niños.
!Ah! los griegos, esos barbudos pensativos y soñadores que nos lo dejaron todo para que siguiéramos, hasta Samaniego, por un decir.
!Salve! saludos, natalí

tag dijo...

Ayer se me olvidó comentar, que yo tengo una tía, que siempre que quiere expresar que una mujer es mala, o ha hecho algo reprochable, siempre dice: "!!Será mala zorra!!

Pienso que esa expresión posiblemente venga de estas fabulas, en que las zorras siempre eran las malas de la historia ¿no?

Un beso

Nancy dijo...

No conocía el dato de la muerte de Esopo y mucho menos las características que comenta Norma. Pero ha sido un gran regalo de tu parte que nos haagas retomar una figura tan importante de la literatura universal. Esopo siempre da mucha tela para cortar.
Apapachos

ADELFA MARTIN dijo...

SI QUE MALA...pero comopodemos ver, el ser humanono ha cambiado (para mejorar) en mas de 3000 años....vaya record...

un abrazo

Mateo Bellido Rojas dijo...

Hola, Balamgo.
Me alegro de poder saludarte. Imagino que el descanso ha sido merecido. Yo ya estoy co las clases.
Siento especial predilección por los relatos cortos, y creo que la fábula es una de sus predecesoras.
Leí siempre en el cole algunas de las más conocidas fábulas de Esopo, luego las de Samaniego. Hay un libro maravilloso de finales de la Edad media. "El conde Lucanor", en él aprendí mucho, lo recomiendo encarecidamente.
Un abrazo.